Algunos interrogantes para empezar…

Método de Investigación:

Toda investigación histórica comienza con la búsqueda de información. Para obtener dichos datos váis a utilizar fuentes directas, en este caso orales o audiovisuales. El resultado de la información obtenida dependerá de las preguntas que realicéis.
No olvidéis las cinco W del periodismo:

¿Qué? (what) Es decir, explicar lo acontecido.
¿Quién? (who) Los involucrados en el hecho noticioso.
¿Cómo? (how) La manera en que se dio el acontecimiento.
¿Cuándo? (when) El día, la hora y el momento en que se presentaron los hechos.
¿Dónde? (where) El lugar de los hechos.

En nuestro caso, debemos empezar seleccionando el sujeto a entrevistar. Cuánto más mayor mejor, más ha vivido y, por lo tanto, cuenta con más información y experiencia. Redordad que las personas mayores son una fuente de conocimiento, sus relatos y vivencias tienen una gran riqueza.
Si no teneís abuelos, no os preocupéis, vuestros padres, o cualquier familiar os podrá contar algo de su historia.
La reconstrucción del pasado a través de las historias personales de nuestros familiares nos invita a mirar el pasado con lupa, para ampliar esos pequeños detalles que nos permiten conocer cómo vivían, qué costumbres tenían, cómo se divertían, cómo pensaban… nuestros antepasados.

Este método de investigación histórica tiene una gran influencia de la sociología y la antropología y se llama microhistoria, y nos permite comprender que todos formamos parte de la Historia.

Piensa unos segundos…estás viviendo una de las mayores crisis económicas de los últimos cincuenta años, se está eligiendo al segundo Papa del siglo XXI, ha muerto Hugo Chávez, la Selección española de fútbol gana el Mundial y la Eurocopa…acontecimientos políticos, económicos, deportivos que serán estudiados por los historiadores del futuro. Un presente del que formas parte y que en el futuro será el pasado a recordar.

Si quieres puedes hacer este pequeño ejercicio; piensa y explica un acontecimiento del 2012-2013 que quieras que sirva como testimonio para las generaciones venideras.

Diálogos sobre la Guerra Civil: Clemente Bernard y El Drogas

Vídeo

El músico El Drogas y el fotógrafo Clemente Bernard dialogan sobre sus proyectos sobre las exhumaciones de las fosas comunes y la guerra civil. Ambos son dos artistas navarros muy reconocidos, que pertenecen a la misma generación, y que en los últimos años han compartido la misma inquietud por descubrir episodios del pasado desconocidos.
El músico El Drogas, junto con su exgrupo Barricada, puso voz y letra a estos episodios en La Tierra está sorda, y Clemente Bernard recopiló sus fotografías en el libro-documental Donde habite el recuerdo.

Mi tía Feli

Vídeo

Os dejo un ejemplo de lo que podemos hacer; se trata de un fragmento de un vídeo que realicé sobre mi tía abuela Feli, que el año pasado cumplió 100 años, un siglo de historia.

¡Así llenamos el primer cajón de este gran banco de recuerdos!

“Un país que olvida su Historia es como una familia que pierde su álbum de fotos”

niños.jpg

Con los alumnos de 2º de Bachiller de la asignatura de Historia de España del Colegio Vedruna, vamos a realizar un proyecto que consiste en recuperar y guardar los recuerdos de nuestros seres más cercanos. Desde el presente vamos a bucear en el pasado de nuestra historia reciente a través de los testimonios de los familiares de los alumnos.
Como si fueran detectives o reporteros del pasado, los alumnos nos van a descubrir aquellos recuerdos que si no se escucharan y guardaran quedarían olvidados. El método que van a utilizar será la entrevista a abuelos, padres, cualquier familiar que quiera que ceder su recuerdo a nuestro banco de la memoria. Podrán utilizar fotos, canciones, elementos que nos conduzcan por el túnel del tiempo a conocer cómo fue su pasado y comprender así, de una manera viva y cercana, nuestra historia común.

No tienen porque ser grandes relatos de episodios históricos, queremos la historia que no aparece en los libros, la de las personas anónimas, con sus recuerdos de momentos importantes del pasado reciente o momentos cotidianos. Porque todos somos protagonistas de la Historia con mayúsculas.